misil

[…]

Si seguimos la trayectoria del misil en dirección inversa a su objetivo, quizá obtengamos más información sobre sus intenciones que si nos limitamos a observar el lugar donde cae y lo que allí destruye.

[…]

Bru Rovira, Nº 1 revista 5W

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s