lotería

[…]

Así aprendí que si uno no deja las certezas de lado y no sale a buscar eso que desea, jamás podrá ganar la lotería. Y si bien esa lotería tiene un premio distinto para cada uno, la única manera de ganarlo es animándose a apostar.

Aniko Villalba

– Días de viaje –